LA ILUMINACION DE LA CASA

CLIENT
PROJECT NAME
LA ILUMINACION DE LA CASA
23
Mar

LA ILUMINACION DE LA CASA

Decoservis

Una iluminación correcta asegura el 50 % del éxito de una buena decoración.

Vamos a dar algunos trucos para iluminar todas las estancias de nuestra vivienda.

 

El Salón:

En el salón, mas que pensar en la iluminación general, hay que crear rincones con luz acogedora y combinar focos halógenos con cálidas luces de incandescencia.

A ambos lados del sofá, pueden disponerse dos lámparas de pie o de sobremesa y la luz general se crea con una lámpara de pie halógena que emita una haz de luz abierto hacia el techo.  Si te gustan los ojos de buey, sitúalos siempre lejos del estar, en zonas de paso o dirigidos hacia una librería, para evitar deslumbramientos. Un punto de luz suave tras el televisor mejorará su visión.  En el rincón de lectura, lo ideal son las lámparas de pie con pantalla y luz incandescente de doble intensidad.  En el escritorio lo mejor es una lámpara de mesa articulable, que emita luz directa sobre la superficie de trabajo.

 

La Cocina:

La cocina es una de las estancias que precisa más luz, ya que las tareas que se realizan en ella requieren mucha más atención que las que se llevan a cabo en otras habitaciones de la casa.  Aquí el objetivo principal no es conseguir un clima cálido, sino una iluminación directa y generosa para trabajar cómodamente.  Es aconsejable empotrar potentes focos halógenos en el techo, aprovechando que, en la mayoría de los casos, éstos se han bajado para esconder las instalaciones;  si no es así, se puede recurrir a los fluorescentes de nueva generación, más cálidos que los tradicionales de luz blanca, o a los apliques de pared, situados sobre la zona de trabajo.  En cocinas modernas, de estética vanguardista, pueden sustituirse los típicos ojos de buey por prácticos rieles con focos suspendidos.  Una vez solucionada la iluminación general, es conveniente situar pequeños focos bajo los muebles altos, para proporcionar luz de ambiente y evitar que la estancia resulte demasiado fría.

 

El Comedor:

La mejor forma de iluminar el comedor o el office consiste en situar una lámpara colgante sobre la mesa, a unos 160 cm del suelo, con luz incandescente y una pantalla de forma cónica.  El objetivo es conseguir una luz general que sea potente pero a la vez suave.  Si la mesa es rectangular, es conveniente colocar dos puntos de luz, de modo que quede toda la superficie bien iluminada.

En el comedor resultan muy prácticos los reguladores de intensidad, ya que permiten crear un clima distinto para cada ocasión. 

En cuanto a la iluminación del office, es importante que sea cálida, para contrarrestar  el aspecto frío que, generalmente, caracteriza la cocina.  En este sentido son aconsejables las luces de incandescencia.

 

El Baño:

(Decoservis - Reformas Alicante)

 

El baño necesita, como mínimo, dos puntos de luz potentes; uno general en el techo o en la pared y otro en el espejo, que elimine las sombras producidas por nuestra propia silueta.  Es importante que los focos o apliques situados al lado del espejo estén pensados para evitar los deslumbramientos.  El tipo de lámpara dependerá del estilo general de la estancia.  En un baño de estética actual, por ejemplo, quedan muy bien los focos halógenos.  En cambio si la decoración es rústica o colonial, será preferible instalar luces de incandescencia, con apliques o lámparas provistas de pantalla.

Los focos para este tipo de estancias deben estar cerrados con vidrios de protección sellados a presión, para evitar problemas o posibles accidentes debido a la humedad. De modo que si colocas un foco cerca de la bañera o de la ducha, asegúrate de que sea estanco y especial para baños.

 

El Dormitorio:

 

(Decoservis - Reformas Alicante)

 

El error más común a la hora de iluminar el dormitorio es situar un único punto de luz sobre la cama.  La luz general del dormitorio puede sustituirse por unos apliques de pared que dirijan la luz hacia el techo, o por una lámpara de pie halógena, orientada también hacia arriba.  De este modo la iluminación resultante será más cálida, menos cegadora.  A ambos lados de la cama se pueden colocar lámparas de sobremesa con pantalla o apliques de pared de brazo articulado para leer en la cama.  Una hilera de focos empotrados con luz halógena dirigida iluminarán correctamente el interior del armario ropero.

Al igual que en la zona de estar, los reguladores de intensidad pueden crear efectos muy interesantes.  Este tipo de lámparas te permitirán modificar la luz dependiendo de la tare que realices.

 

El Recibidor y El Pasillo:

El recibidor precisa una luz cálida y agradable que invite a entrar.  Puedes conseguirla a través de lámparas de sobremesa, apliques de pared o focos halógenos suaves empotrados en el techo.

Para el pasillo es aconsejable una tipo de iluminación suave y difusa.  Al tratarse de una zona de paso, no es necesaria una luz directa ni demasiado intensa.  Los apliques de pared resultan muy apropiados, sobre todo en pasillos estrechos, ya que disimulan la sensación de tubo.  También se puede aprovechar algún punto de luz para resaltar detalles decorativos, como por ejemplo una composición de cuadros.

 

La Terraza:

(Decoservis - Reformas Alicante)

 

La luz exterior debe ser suave, intimista y siempre adecuada al tipo de actividades que lleves a cabo en él.  Si acostumbras a cenar en la terraza o en el porche de la casa, necesitaras una luz más intensa que si únicamente los utilizas como zona de estar en verano, para descansar o disfrutar de una velada de tertulia con los amigos.

La intensidad de luz óptima para los espacios al aire libre es aquella que permite ver claramente las siluetas, sin necesidad de apreciar nítidamente los colores.  La luz de velas es precisamente una de las más favorecedoras en el exterior.  En cuanto a los apliques de pared, asegúrate de que sean estancos, sobre todo si no quedan protegidos bajo techo.  Si vives en una casa aislada, procura colocar siempre un punto de luz semipermanente en la fachada, esto potencia la sensación de hospitalidad, disuade a los posibles ladrones y, si lo equipas con unas bombillas de bajo consumo, resulta económico. 

Pasate por nuestras oficinas en Alicante y te asesoraremos sin compromiso.

Otras novedades
Pon tu proyecto de reforma en manos de profesionales